Tour por Manhattan en bicicleta / Manhattan Bike Tour

Manhattan, mejor en bici_2

[In English at the end. Take me there!]

small_espana-sin-escudo101687_resizeEs como un mantra en Gijón en Bicicleta… Manhattan, mejor en bici. Y si no que se lo digan a los felices turistas que hacen este tour en bici por Manhattan en la escala de su crucero.

“Ya se lo puedo decir ahora: esto va a ser un día magnífico. Y seguramente, cuando regresen en la noche al barco, lo harán con la cara sonriente”. Willy Wall sabe de qué está hablando. Como responsable de los tours en bicicleta de la naviera, Wall ha acompañado muchas veces a los turistas en estas excursiones.

manhattan2Hay que bajarse del crucero y montar en bicicleta, reza la consigna este día. “Manhattan per Bike” (Manhattan en bici) dice el programa. ¿Qué experiencia se puede vivir en las próximas 8 horas? Una sensación  espectacular, esa excursión por la selva de edificios de la Gran Manzana. Un tour “blando” de 45 kilómetros que cualquiera puede realizar sin problemas. Con un efecto colateral agradable: se pierden los kilos de peso acumulados durante el viaje en crucero.

Después de una breve repaso de la bicicleta y su técnica, el tour comienza en el muelle 88 del Río Hudson con destino a Columbus Circle y Central Park. Los excursionistas se dividen en cinco grupos de 14 participantes y dos responsables cada uno. En los senderos de sentido único que atraviesan el pulmón verde de Manhattan, los ciclistas pueden compartir plenamente el idilio de aquellas personas, de todas las generaciones, que practican el footing sudando a chorros y rodeadas de ardillas. El idilio termina abruptamente cuando el grupo se enfila hacia la siempre animada Quinta Avenida.
manhattan1

Con una seguridad intuitiva, Wall guía al grupo por entre incontables Yellow Cabs, los famosos taxis amarillos de Nueva York, y pesadas limusinas Lincoln, pasando de una curiosidad turística a la otra. Una pequeña pausa en el Rockefeller Center y una parada más larga en Times Square, un excelente aparcamiento para bicicletas.

Hace tiempo que para los aficionados a los cruceros no es ningún secreto que un viaje cómodo y relajante en barco es perfectamente compatible con una conocer en bicicleta ciudades de países extranjeros. Y efectivamente, quien no se apura tiene que conformarse con un lugar en la lista de espera. Pero ¡cuidado con el exceso de confianza! En esas excursiones, donde muchas veces hay que subir colinas, el ciclista dominguero rápidamente llega a los límites de su capacidad.

También la naviera Tui Cruises da cuenta de una creciente demanda de excursiones en bicicleta durante los cruceros en alta mar. Esos tours “les permiten a los turistas conocer el país y su gente desde muy cerca, sentados en una bicicleta. En casi cada puerto, las excursiones en bicicleta siempre forman parte de nuestras ofertas de actividades“, aclara una portavoz de Tuicruises.

¿Downhill Adventure? No en Manhattan, sino en la isla de Maui o en Alaska los pasajeros de la Norwegian Cruise Line pueden montar bicicletas de montaña. “Estas excursiones siempre eran muy solicitadas en nuestros cruceros. No vemos allí una nueva tendencia“, dice Kevin Bubolz, director de planificación de negocios y marketing.

En los barcos de esta naviera, que opera a nivel internacional, no hay bicicletas propias, sino que las excursiones las organizan agencias contratadas en cada lugar. También para la compañía de cruceros Costa, las excursiones en tierra para diferentes grupos y los tours en bicicleta que se ofrecen en muchos puertos son una estrategia exitosa. Las ofertas van desde una visita guiada a una ciudad hasta un tour en bicicleta por un paisaje montañoso.

Y otros turistas, no necesariamente más aventureros, prefieren ponerse en contacto personalmente con operadores locales y buscar su propio tour en bicicleta desde el puerto de escala (ahorrandose de paso un poco de dinero). Esto les permite también pactar tours a medida ajustados a sus intereses que colmen sus expectativas y una atención más personal en un grupo cerrado.

“Hi folks, where are you coming from?” Es lo que pasa cuando uno cruza en bicicleta, con casco y pantalón de ciclista, Broadway a la hora del almuerzo: obviamente te hacen muchas preguntas pero y se atraen benévolas miradas.

manhattan3Después de la pausa, el programa presenta un gran desafío: el puente de Brooklyn, con sus subidas y bajadas. Parece como si el puente fuese interminable. Los ciclistas tienen que compartir el trayecto con una multitud de peatones, pero esta molestia se ve compensada por la maravillosa vista panorámica de Manhattan. Acariciar el toro de Wall Street, admirar la Estatua de la Libertad desde el Battery Park y ver de cerca la Zona Cero, donde se encontraban las Torres Gemelas del World Trade Center destruidas en los atentados del 11 de septiembre de 2001: todo esto ofrece el programa a los pasajeros de cruceros que quieren conocer Nueva York en bicicleta.

¿Qué? ¿Ya está atardeciendo? Es difícil de creer que la excursión se acerque tan rápidamente a su fin. Los últimos diez kilómetros del tour pasan por los muelles entre más personas que practican footing y otros ciclistas, y ya ha llegado el momento de volver al barco.

small_english_resize
It’s quite like the Gijon en Bicicleta’s mantra: Manhattan, better by bike. Just ask the joyful tourist taking a cycling tour when their cruise call on NY.

“I tell you right now: this will be a wonderful day. And when going back to the boat, you’ll do so with a smile on your face” Wall Willy knows what he’s talking about. As bike tours guide of the cruise line, Wall has repeatedly accompanied tourists on these trips.

Get off the cruise and pedal on, it’s the motto today. “Manhattan by bike” says the program. What will you experience in the next 8 hours? It will be an unforgettable feeling, a bike ride through the Big Apple’s buildings jungle. A 28 miles long soft tour that anyone can easily finish. With a nice side effect: you lose the weight you put on during the cruise.

After a brief bike basics review, the tour starts at Hudson River bound for Columbus Circle and Central Park. Hikers are divided into five groups of 14 participants and two guides each. Riding the Manhattan’s “green lung”, cyclists get in touch with those people who practice jogging and sweat profusely surrounded by squirrels… and then the group heads abruptly to the bustling 5th Avenue.

Almost by instinct Wall leads the group between countless Yellow Cabs and limousines, from a tourist attraction to another. There’s also time for a small break in the Rockefeller Center and a longer stop in Times Square.

manhattanFor cruises lovers, it is not a secret that a comfortable and relaxing boat is perfectly compatible with a bike ride in foreign countries. And people really hurry up to get a bike and avoid the waiting list.

Cruises line Tui Cruises reveals that there’s a growing demand for cycling tours. These tours “allow tourists to know the country and its people closer, from a bicycle. Cycle touring is always part of our list of activities,” says Tuicruises spokeswoman.

Downhill Adventures?? Not in Manhattan, but on the island of Maui or Alaska, Norwegian Cruise Line passengers can ride mountain bikes. “There’s great demand of these tours on our cruises. We do not see it as a new trend,” says Kevin Bubolz, company’s marketing manager.

On their cruissers, there’s no bikes, but provide cycling tours ruled by local companies on each layover. Costa Cruises also offer bike tours at many destinations with great success. The offer ranges from urban guided tours to a climby bike ride through hilly landscapes.

And some other tourists, not necessarily more adventurous, would rather contact those local companies and book their bike ride on their own (and save some money, of course). This allows them to ask for custom made tours based on their likings and interests, and a closer guide attention in a closed small group.

Credits: Elizabeth Alcinoe (USA)

The Statue of Liberty. Credits: Elizabeth Alcinoe (USA)

Back to the pack, after the break, there’s a great challenge ahead: Brooklyn Bridge, with its ups and downs. It seems that the bridge is endless. The panoramic view of Manhattan make up for the annoying crowd of pedestrians the cyclists have to share the ride with. Touch the bull on Wall Street, admiring the Statue of Liberty from Battery Park and get close to Ground Zero (World Trade Center destroyed in the attacks of September 11, 2001): No little thrills for cruise passengers who want to experience New York by bicycle.

What? Is it getting dark? It’s hard to believe that the tour is so quickly approaching its end. Now it is time to return to the ship… smiling.

Fuente: Rio Negro

Anuncios

Un pensamiento en “Tour por Manhattan en bicicleta / Manhattan Bike Tour

  1. Es el deporte que mas me agrada.Es montar en bicicleta que me da la sensación de libertad de ir a mi propio paso según mi condición fícica , me encantan los recorridos largos en compañia de personas con similar condición, ahora tengo 73 años llenos de gratos recuerdos los cuales me hacen regresar al pasado ,como disfrute en el 2005 recorriendo entre Orlando Florida y Hollywood Fl,hoy no lo puedo hacer mas sin embago monto mi bici en trallectos largos pero me ayudo con un motor que adapté a la bici lo cual me da la oportunidad de retornar al pasado.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s