Sentimientos / Feelings

Sentimientos_featured

[In English at the end]

spanishA diario, ciclistas de todas las edades recorren la Senda del Rio Peña Francia. En bicis de paseo, montaña o carretera, todos pasan más o menos rápido pedaleando al rumor del río. Pero hay un ciclista que siempre esta allí, plantado.

En la rotonda de El Puentín, en La Guía, podemos ver la escultura Sentimientos, una de las primeras esculturas del pintor asturiano Manuel García Linares (Navelgas, Tineo, 1943), fue un encargo del Ministerio de Fomento para su instalación en la rotonda de La Guía. La forman dos piezas, distanciadas unos metros: una familia —papá, mamá y el niño con su bicicleta— apoyada en la barandilla, de espaldas a la ciudad; y unos metros detrás, el tronco de un árbol hueco.

Es hermoso apoyarse en la barandilla, mirando al Hípico y los últimos metros del Piles en su camino al mar,  y fundirse con esta familia. Tan natural es su presencia allí que hay quien los toma por gijoneses de carne y hueso y no repararía en su broncínea condición si no fuera por su silencio y quietud.

Quizás sea la bicicleta infantil el elemento que capture mi mirada con más fuerza y sin duda tiene el poder de poner a flor de piel mis Sentimientos. Sentimientos

englishEach and every day, cyclists of all ages ride the Path of Rio Peña Francia. Riding any kind of bikes, faster or slower, go pedaling with the rumor of the river. But there is a rider who is always there, standing still.

In the roundabout of El Puentín, La Guía, we can see the sculpture Feelings, one of the first sculptures of Asturian painter Manuel Garcia Linares (Navelgas, Tineo, 1943). There are two pieces, a few feet apart: a family –dad, mum and child with his bicycle- leaning on the railing, his back to the city, and a few meters behind the trunk of a hollow tree.

It’s lovely to lean on the railing, staring at El Hípico and the last meters of Piles River on its way to the Sea, and merge with this family. Their presence is so natural that many people would take them for flesh and blood people and wouldn’t notice its bronzed condition if not for his silence and stillness.

Perhaps it’s the child’s bicycle the element that captures my eyes harder and certainly has the power to call out my Feelings.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s